Leila Alaoui, la fotógrafa que retrató lo invisible

Realizaba un documental para Amnistía Internacional cuando un ataque de AlQaeda sobre Burkina Faso le quitó la vida. Nació en París. Estudió fotografía en Nueva York. Tiene raices marroquís. Vivia entre Francia, Líbano y Marruecos. Se empeñaba en retratar a las personas que no salen en los medios. No iba por la sangre, iba por la esencia. Su padre, empresario. Su madre, fotógrafa. Futuro prometedor truncado por la locura del terrorismo islámico.

MG_2614

Estaba en Uguadugú, ciudad que en apariencia no representaba un alto riesgo, mientras hablabla por teléfono con su madre dentro de una cafetería. Terroristas aparecieron en el lugar y dispararon contra ella y su conductor, Mahamadi Ouédraog. Él, padre de cuatro hijos. Ella no murió al instante, tras cinco balazos fue operada en la Clínica Notre Dame. No fue suficiente.

No hacen falta demasiadas descripciones. El trabajo que montó en su sitio web es suficiente demostración. Desde 2009 expuso en distintas galerías del mundo.

Nos quitaron una dosis de multiculturalidad. Nos arrebataron un lente necesario, unas manos fundamentales, una mirada de las que no abundan, unos ojos que observaban distinto.

MG_3066